domfuturo_netview-728x90
20240604_dom_728x90
20240506_crecerjuntos_720x90
20231223_factura_electronica_728x90
20231124_etesal_728x90_1
20230816_dgs_728x90
20230601_agenda_primera_infancia_728X90
CEL
previous arrow
next arrow

Bruselas impone a Apple una multa de 1.800 millones de euros por obstaculizar la competencia en su servicio de música

La Comisión Europea anunció una multa de 1.840 millones de euros a Apple por prácticas anticompetitivas relacionadas con su servicio de música en streaming en la App Store. Estas prácticas afectaron a competidores como Spotify al imponer restricciones que les impedían informar a los usuarios sobre opciones de suscripción más baratas fuera de la aplicación.

La vicepresidenta ejecutiva de la Comisión Europea, Margrethe Vestager, destacó que Apple abusó de su posición dominante durante una década al imponer restricciones que afectaron a millones de consumidores europeos. La multa, de 1.840 millones de euros, representa el 0,5 % de los ingresos anuales de Apple y se considera necesaria para disuadir futuras prácticas similares.

Bruselas determinó que Apple tenía una posición dominante en el mercado debido a que los usuarios de iPhone y iPad solo podían descargar aplicaciones de música en línea a través de la App Store. Apple cobraba a sus competidores una comisión del 30 % sobre los planes de suscripción, lo que resultaba en precios más altos para los usuarios y dificultaba a los competidores informar sobre opciones de suscripción más baratas fuera de la App Store.

Las normas de la App Store impedían a los competidores de Apple Music informar a los usuarios sobre precios alternativos, incluir enlaces a sus sitios web o ponerse en contacto con usuarios para informarles sobre alternativas. Estas prohibiciones se consideraron innecesarias y desproporcionadas para la protección de los intereses comerciales de Apple, afectando a los usuarios de iOS al privarlos de decisiones informadas sobre suscripciones de música en streaming.

La conducta de Apple, que duró casi una década, perjudicó a los usuarios de iOS al aumentar los precios de las suscripciones de música en streaming. La multa impuesta por Bruselas y la orden de retirar las restricciones son medidas para garantizar la competencia justa en el mercado y proteger los intereses de los consumidores.