20240410_mh_renta_728x90
20231124_etesal_728x90_1
20230816_dgs_728x90
20230601_agenda_primera_infancia_728X90
CEL
CEL
CEL
CEL
CEL
previous arrow
next arrow

El presidente Milei inicia "terapia de choque" en Argentina: Desregulación económica a través de decreto de emergencia

En un evento transmitido por cadena nacional, el presidente argentino Javier Milei anunció la firma de un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) que implementa más de 300 medidas destinadas a desregular la economía del país. Este decreto, que estará en vigor durante dos años, marca el inicio de la esperada “terapia de choque” que Milei prometió a los argentinos, con el objetivo de liberalizar la economía y reducir el tamaño del Estado de manera drástica.

El mandatario, autodenominado libertario, describió este paso como el comienzo formal del camino de la reconstrucción económica. El extenso decreto de 83 páginas contiene 366 artículos, entre ellos, la desregulación del comercio, los servicios y la industria en todo el territorio nacional. Además, otorga al Estado la facultad de promover un sistema económico basado en decisiones libres.

El presidente Milei destacó la derogación de numerosas leyes y controles que, desde su perspectiva, han constreñido la economía argentina. Entre las medidas más significativas, se encuentra la eliminación de restricciones a la oferta de bienes y servicios, así como la abolición de exigencias normativas que distorsionan los precios de mercado y limitan la iniciativa privada.

En su discurso, Milei atribuyó los problemas económicos del país al déficit fiscal y criticó la receta equivocada aplicada por los políticos a lo largo del último siglo. El presidente argentino busca revertir la situación actual, marcada por una inflación de tres dígitos, el agotamiento de las reservas internacionales y un déficit que, según él, equivale al 15% del Producto Interno Bruto (PIB).

El decreto de Milei autoriza la cesión total o parcial de las acciones de Aerolíneas Argentinas y, al amparo de la declaración de necesidad y urgencia, ordena la derogación de leyes clave, incluyendo las de alquileres, abastecimiento, promoción industrial y promoción comercial. Además, se prevé la conversión de empresas estatales en sociedades anónimas, allanando el camino para su privatización.

Las medidas abarcan diversos sectores, desde la liberalización del comercio internacional hasta la reforma del Código Civil y Comercial para fortalecer el principio de libertad contractual. Se busca facilitar el comercio internacional mediante la reforma del Código Aduanero. También se mencionan cambios en el ámbito de la medicina privada, el régimen de empresas farmacéuticas, la eliminación del monopolio de agencias de turismo y la desregulación de servicios de internet satelital para permitir la entrada de nuevas empresas como Starlink, propiedad de Elon Musk.

El Decreto de Necesidad y Urgencia establece que la declaración de emergencia económica se extenderá por dos años, durante los cuales el gobierno estará habilitado para reformar numerosas leyes mediante decretos. Sin embargo, estas medidas ya han generado protestas en varios puntos de Buenos Aires, reflejando la polarización de opiniones sobre la desregulación económica propuesta por Milei.

La legalidad y viabilidad de estas medidas podrían enfrentar desafíos en los tribunales, y la oposición ha expresado críticas por la falta de debate parlamentario. Se espera que el presidente detalle próximamente el paquete de leyes que enviará al Congreso, completando lo que se ha denominado su “plan motosierra” para cambiar el rumbo económico de Argentina.