20240410_mh_renta_728x90
20231124_etesal_728x90_1
20230816_dgs_728x90
20230601_agenda_primera_infancia_728X90
CEL
CEL
CEL
CEL
CEL
previous arrow
next arrow

Semana inicial de Gobierno de Milei en Argentina: Plan de ajuste fiscal despierta preocupación social

El presidente de Argentina, Javier Milei, ha completado su primera semana en el cargo, una semana que ha estado marcada por el anuncio de un plan de ajuste fiscal contundente. Este plan, delineado por el ministro de Economía, Luis Caputo, tiene como objetivo lograr el equilibrio fiscal en 2024 mediante un ajuste equivalente al 5% del Producto Interno Bruto (PIB), dejando atrás algunas promesas de campaña.

Aunque la investidura inicial estuvo marcada por un ambiente festivo, con la atención centrada en las visitas extranjeras para la ceremonia, la realidad del plan de “shock” presentado por Caputo ha llevado a un baño de realidad. El ajuste fiscal incluirá recortes significativos en el gasto público, con la reducción de subsidios estatales a servicios públicos y transporte, la suspensión de obras públicas de infraestructura y la disminución de personal en la Administración pública.

El ajuste también plantea preocupaciones sobre el impacto en los salarios estatales, jubilaciones y ayudas a sectores vulnerables, especialmente frente a la elevada inflación. La tasa de inflación interanual ya alcanzó el 160.9% en noviembre, con proyecciones de tasas mensuales del 20 al 40% hasta febrero del próximo año.

Promesas de campaña, como la dolarización y el cierre del Banco Central, han sido postergadas, y principios libertarios defendidos por Milei antes de las elecciones, como la reducción y eliminación de impuestos, se han encontrado con la necesidad de aumentar los ingresos públicos en solo dos días.

El analista político Jorge Arias, de la consultora Polilat, comentó: “En esta semana, Milei demostró ser absolutamente pragmático, alejado de todos los dogmas atados a su anarcoliberalismo. Postergó su plan de dolarización, y su programa ahora es un plan de ajuste fiscal y monetario típico del neoliberalismo de la década de 1990”.

La delicada situación social podría empeorar si la inflación no encuentra su límite. Tras la devaluación del 50% del peso argentino, implementada el miércoles, gasolineras y supermercados han experimentado fuertes aumentos de precios. Milei advirtió el viernes: “La inflación viaja al 1% diario. Eso quiere decir que la inflación está viajando al 3,678% anual”. La incertidumbre sobre el impacto social y económico del ajuste fiscal ha generado preocupaciones en diversos sectores de la sociedad argentina.