domfuturo_netview-728x90
20240604_dom_728x90
20240506_crecerjuntos_720x90
20231223_factura_electronica_728x90
20231124_etesal_728x90_1
20230816_dgs_728x90
20230601_agenda_primera_infancia_728X90
CEL
previous arrow
next arrow

Wells Fargo y Bank of America permiten a sus clientes invertir directamente en ETF Bitcoin

El reciente boom de los ETF de Bitcoin, autorizados por la Comisión de Bolsa y Valores (SEC) a principios de este año, está atrayendo la atención de los principales actores del sector financiero tradicional. Dos de los gigantes bancarios más destacados, Wells Fargo y Bank of America (BoA), están preparando una innovadora iniciativa para permitir la inversión directa en estos fondos a sus clientes.

Según un informe de Bloomberg, ambas entidades ya han ofrecido acceso a los ETF Bitcoin a varios de sus clientes en el ámbito de la gestión patrimonial. Este movimiento responde al éxito comercial que han experimentado estos productos, generando una demanda significativa por parte de los inversionistas.

Wells Fargo ha anunciado que los ETF Bitcoin al contado están disponibles para compras no solicitadas a través de asesores de Wells Fargo Advisors y su plataforma en línea, Wells Trade. Por otro lado, Bank of America aún no ha realizado comentarios oficiales, pero se espera que haga un anuncio pronto, según rumores del sector.

Estas acciones siguen los pasos de otros actores importantes del mercado, como Morgan Stanley, que ha comenzado a invertir en acciones de ETF Bitcoin a través de su Europe Opportunity Fund. La iniciativa de Wells Fargo y Bank of America refleja la creciente demanda de exposición a Bitcoin y otras criptomonedas en medio del aumento de precios de Bitcoin, que recientemente superó los $60,000 por unidad.

Además de Wells Fargo y Bank of America, otros gigantes financieros como Citigroup, UBS y Charles Schwab también han expresado interés en ofrecer ETF de Bitcoin a sus clientes. Estos movimientos indican un cambio significativo en la percepción de las criptomonedas en el ámbito financiero tradicional, donde cada vez más instituciones buscan integrar productos criptográficos en sus ofertas de inversión.